Problemas comunes de WiFi en el hogar y cómo solucionarlos


Desde marcar la banda ancha hasta las zonas muertas de Wi-Fi, así es como se solucionan los problemas de una mala conexión a Internet en el hogar




No hay nada más frustrante que relajarse en un Facetime programado desde hace mucho tiempo con un grupo de amigos solo para que la conversación se congele durante diez minutos mientras su WiFi se almacena en búfer. Durante la última década, nuestro uso de Internet ha aumentado sustancialmente a medida que descargamos películas, transmitimos música, jugamos videojuegos y asistimos a clases de cocina virtuales.

Además, dado que gran parte de la población profesional del mundo sigue trabajando desde casa, la presión adicional de las reuniones de Zoom ha recaído en nuestras bandas anchas ya sobrecargadas y, en muchos casos, tienen dificultades para mantenerse al día con nuestras necesidades constantes.

Sin embargo, aunque siempre existe la opción de comprar un segundo enrutador o actualizar su paquete de Internet, también hay muchas soluciones para maximizar su conectividad.

¿Qué es un notspot?

Un notspot es un lugar donde no hay conexión a Internet ni señal telefónica. Un notspot podría ser un área remota del campo o podría estar en la esquina de su sala de estar. En la mayoría de los casos, cuando se trata de problemas de Wi-Fi en el hogar, eliminar los notspots es una excelente manera de comenzar.

¿Qué causa una mala conexión WiFi?

Hay muchos problemas que pueden causar una conexión WiFi deficiente, incluido el uso excesivo, la distancia entre el dispositivo y el enrutador, o incluso el uso intensivo de Internet de su vecino. A veces, la solución es tan simple como reiniciar su enrutador o dispositivo, pero a menudo la solución de problemas puede volverse un poco más técnica. Estos son algunos de los problemas WiFi más comunes y cómo solucionarlos.

See also  Cómo deshabilitar el informe de errores en Windows

Leer más: Avances en el hogar inteligente que transforman la forma en que vivimos

Trabaje cerca de un enrutador wifi doméstico para obtener la mejor recepción.  Imagen: john snith / Shutterstock

1. Estar demasiado lejos del enrutador

La causa más común de todos los problemas relacionados con WiFi es simplemente la distancia entre un dispositivo y el enrutador. WiFi consiste en ondas de radio emitidas desde su enrutador, por lo que si su enrutador está en una esquina de su hogar, está perdiendo mucha conectividad. Para maximizar la eficiencia de su conexión a Internet, su enrutador siempre debe colocarse en el centro de su casa.

Cómo solucionarlo: evite las zonas muertas y los bloqueadores

Si hay una habitación en particular donde el WiFi simplemente no puede seguir el ritmo, intente mover el enrutador un poco más cerca de esa habitación para minimizar cualquier interferencia que pueda estar experimentando la conexión.

También se puede interferir con WiFi si el enrutador está bloqueado, así que asegúrese de que no esté colocado detrás de un televisor o dentro de un armario. Si está a punto de asistir a una reunión importante y no puede correr el riesgo de que se corte la conexión, también puede conectar su dispositivo directamente al enrutador mediante un cable Ethernet para garantizar la cobertura.

Trabaje cerca de un enrutador wifi doméstico para obtener la mejor recepción.  Imagen: john snith / Shutterstock

2. Usar dispositivos más antiguos

Si bien es fácil culpar al WiFi cuando nos encontramos con un atasco, a veces simplemente no es culpa del enrutador. Las páginas web con muchos gráficos, sonido y video pueden generar mucho estrés en una computadora y ralentizarla. Si mantiene varias ventanas de pestañas abiertas en un navegador como Google Chrome, notará rápidamente que una computadora más antigua se vuelve más lenta y tarda más en responder a las interacciones, como los clics del mouse. Hay muchas razones técnicas para esto: es posible que la CPU no sea lo suficientemente potente para mantenerse al día, es posible que no tenga suficiente memoria del sistema (RAM) y que la tarjeta gráfica simplemente pueda manejar todo el contenido colorido en la pantalla.

See also  ¿Cómo solucionar el error de congelación de Discord después de salir de Valorant?

Puede intentar usar una herramienta en línea gratuita de buena reputación, como este probador de velocidad de banda ancha, para ejecutar un diagnóstico que determinará las velocidades de carga y descarga de Internet, si se ven bien pero aún tiene problemas, entonces probablemente su computadora sea demasiado lenta.

Actualizar a una computadora nueva es la solución más costosa, pero no tiene que seguir ese camino ya que muchas PC pueden actualizarse con nuevos componentes, lo que hará que el uso de Internet sea mucho más placentero. Si no puede actualizar y necesita una solución rápida, cierre todos los programas innecesarios que puedan estar obstruyendo las vías respiratorias y consumiendo recursos.

Cómo solucionarlo: aumente la memoria de su dispositivo y verifique su velocidad

Si es un problema de RAM lo que lo está ralentizando, querrá hacer todo lo que esté a su alcance para asegurarse de aprovechar al máximo su conexión, como acercarse al enrutador y cerrar todos los programas innecesarios que puedan estar obstruyendo las vías respiratorias.

Si todavía te quedas atascado, intenta cambiar de dispositivo para tareas que requieran más potencia de procesamiento como PhotoShop o ciertos videojuegos, o considera invertir en un dispositivo que te permita maximizar tu conectividad a Internet.

3. Brechas de seguridad

Esto puede parecer el peor de los casos, pero las brechas de seguridad son en realidad la tercera forma más común de interferencia de Internet.

Si bien las brechas de seguridad pueden hacer que los piratas informáticos accedan a su información personal, es más probable que solo estén usando su Internet para transmitir o descargar contenido. Estas infracciones pueden tener lugar en dispositivos específicos o con su propia conexión a Internet.

See also  Consejos y trucos: 4 problemas comunes con los dispositivos IoT y cómo solucionarlos

Cómo solucionarlo: ejecute una verificación de malware y cambie su contraseña

Hay algunos pasos simples que puede seguir para asegurarse de que su conexión a Internet sea segura. Comience por evitar los enlaces sospechosos o las estafas obvias que pueden liberar un virus en su dispositivo.

También puede usar su software antivirus para ejecutar un escaneo en su dispositivo, asegurándose de que no haya software malicioso en el trabajo. Si descubre malware, haga que un profesional lo reinicie para eliminar el virus sin borrar sus datos.

Finalmente, si no hay malware en su dispositivo pero su velocidad de transmisión sigue siendo lenta, es posible que alguien esté usando su ancho de banda de Internet, lo que puede resolver fácilmente cambiando la contraseña.

Trabaje cerca de un enrutador wifi doméstico para obtener la mejor recepción.  Imagen: john snith / Shutterstock

4. Uso intensivo de Internet

Si su WiFi es lento o sigue cayéndose, esto podría deberse a que demasiadas personas intentan usar su Internet a la vez. Si una persona está transmitiendo Netflix mientras otra está jugando y una tercera está en una reunión de Zoom, esto ejerce presión sobre su banda ancha que ralentizará todo.

Cómo solucionarlo: aumenta tu WiFi

La mejor forma de solucionar este problema es extendiendo tu cobertura con un sistema de malla, o una serie de satélites conectados a tu router principal y colocados estratégicamente alrededor de la casa, fortaleciendo tu banda ancha y eliminando notspots.

¿Busca invertir en un sistema de malla? NETGEAR ofrece actualmente la oportunidad de ganar un sistema Wi-Fi en malla para todo el hogar Orbi RBK853, por un valor total de £ 960. El Orbi RBK853 le brinda 6000 pies cuadrados de cobertura con velocidades de hasta 6 Gbps para más de 100 dispositivos.



Leave a Comment